Tos con flema

 

La tos es parte importante de la respuesta protectora de tu cuerpo. También conocida como tos productiva, tos con flemas o tos húmeda, una tos con flemas es la manera en que el cuerpo remueve las cantidades excesivas de flemas (también conocida como esputo o moco) de las vías respiratorias. En una persona sana, la flema es generalmente blanca o transparente como un gel líquido. Este atrapa las bacterias y partículas que tu inhalas para que puedan ser expulsadas por los cilios que transportan la flema fuera de las vías respiratorias.

La flema viscosa no permite respirar fácilmente. Enfermedades como una infección en las vías respiratorias, fumar o la contaminación del aire pueden causar que las flemas, en las vías respiratorias, se vuelvan demasiado viscosas, se adhieran, y obstruyan las vías respiratorias. Respirar se vuelve difícil y el exceso de flemas pueden provocar que la infección empeore. El cuerpo necesita eliminar dichas flemas, y el resultado es una tos productiva.

Las flemas ligeras y sueltas son más fáciles de eliminar. El proceso natural del cuerpo de remover las flemas puede ser complementado por un expectorante efectivo como Mucosolvan®. Mucosolvan® ayuda a suavizar las flemas al volver más líquido el moco, haciendo más fácil para el cuerpo el transportarlo fuera de las vías respiratorias. Para que tú puedas respirar libre y profundamente otra vez.